BUSCAR EN ESTE BLOG

6 de febrero de 2013

LOS TEXTOS PERIODÍSTICOS INFORMATIVOS


LOS TEXTOS  PERIODÍSTICOS INFORMATIVOS

        Se dice que Venecia fue la cuna del periodismo. A principios del siglo XV, los marinos venecianos recorrían los mares del mundo y provocaban a su regreso la aglomeración de multitudes, ávidas por conocer noticias provenientes de tierras lejanas. El espíritu netamente comercial de aquellos hombres descubrió -en aquel interés- un medio nuevo de obtener ganancias mediante la comercialización de esas informaciones. Así fue como las noticias, que hasta entonces se brindaban oralmente, fueron trasladadas al papel cuya lectura costaba una moneda. Un ejemplar de uno de los diarios más antiguos publicados en Europa fue hallado en un archivo de Módena, en Italia. Era una hoja impresa, sin título, que llevaba sólo la fecha "2 de enero de 1641".

        Actualmente, los textos periodísticos informativos son producidos por empresas: agencias, diarios, emisoras de radio, canales de televisión. Ellas fabrican textos informativos con el objeto de venderlos; producen lo que para la sociedad es "la actualidad", porque sólo a través de ellos se tiene acceso a los sucesos de interés público.

        Dos noticias pueden referirse a un mismo suceso y crear, sin embargo, dos mo­delos diferentes de ese suceso.  Llamaremos estilo a las diferentes maneras de referirse a lo mismo.

        Los estilos periodísticos nacieron a principios de siglo, en los Estados Unidos. Los primeros diarios estaban reservados a minorías relativamente cultas, las notas eran muy largas,  con pocas o ninguna ilustración. Estos ejemplares parecían informar con objetividad, por encima de intereses parciales.

        Pero pronto, algunos empresarios notaron que los sectores populares -inmigrantes que cono­cían mal el idioma o personas cuya alfabetización era parcial—podían sentirse más cómodos fren­te a un diario que representara mejor sus intereses, sus gustos y sus posibilidades. Así nació un diario que incorporaba más ilustraciones, notas sobre la vida obrera, un lenguaje más popular y una historieta cuyo protagonista vestía un camisón de dormir amarillo. Este detalle hizo que se la de­nominara "prensa amarilla", en oposición a la anterior, que pasó a llamarse “prensa blanca".

        En un sentido amplio, puede considerarse  estilo amarillo al que persigue fines exclusivamente lucrativos sin importarle los medios. Estos medios son fundamentalmente el sensacionalismo, la información alterada y morbosa sobre personas y sucesos. Con estos contenidos se pretende atraer al lector o al televidente halagando sus bajos instintos y saciando una curiosidad malsana. El estilo amarillo no cumple uno de los fines clásicos de la información: el de orientar.

        También puede denominarse estilo  amarillo el que busca distraer la atención hacia asuntos triviales para que el posible lector no se preocupe de temas más importantes a los que debe tener acceso por su calidad de miembro de la comunidad social y política. A los individuos se los entretiene con una prensa de escasa categoría informativa, dedicada a conflictos pasionales, intimidad de celebridades, estadísticas engañosas, sucesos triviales, chismorreos, frivolidades, etc.


        En nuestro país, pocos años después de la aparición de los diarios estadounidenses y como respuesta a las necesidades culturales de información y educación de una sociedad en formación, aparecieron La Prensa (1869) y La Nación (1870). Estos serían nuestros primeros diarios “blancos”. Y en 1913, también para romper con los preceptos de la “prensa blanca” y capturar el mercado popular, salió a la calle el primer ejemplar de Crítica, nuestro primer diario “amarillo”.

        La Nación, como saben, sigue existiendo y con­serva las características de la prensa “blanca". Crítica, que  fue el diario de mayor tirada en lengua española (tiraba siete ediciones diarias),  dejó de salir en 1963 y Cró­nica fue el heredero de su amarillismo.

        Según lo visto hasta ahora, entre estos diarios no había ni hay tanto una diferencia de "prensa" como de estilo: los diarios blancos y los diarios amarillos se refieren a los mismos sucesos, pero los presen­tan de manera diferente. Por eso, a partir de ahora, no hablaremos de prensa blanca y prensa amarilla, sino de estilo blanco y estilo amarillo.

        Los principales aspectos que diferencian el estilo blanco del amarillo aparecen consignados en el cuadro comparativo que sigue. Para apreciarlos, es conveniente observar no una sola crónica si­no el diario completo: 

ESTILO BLANCO
-Las oraciones presentan, por lo general, voz activa, y por eso ponen el foco sobre el sujeto que realiza la acción: Un periodista agredió a Bush.

---------------------------------------------
-Los sujetos que realizan las acciones son predominantemente personalidades públicas, un país, una ciudad, una institución, quienes actúan como sujetos de la acción: Grondona apoyó a Maradona; El FMI respalda a Brasil.
-----------------------------------
-Las acciones que realizan las personalidades públicas son, mayormente, actos verbales: apoyar, afirmar, decir, declarar: El vocero de la presidencia dijo que…
-----------------------------------
-Los sucesos a los que se otorga mayor importancia son los internacionales, la política nacional, la economía.
-----------------------------------
-Del relato de los sucesos se excluyen los detalles macabros y las expresiones familiares y populares. En los titulares los verbos aparecen, por lo común, en tiempo pasado.
-----------------------------------


Este modelo trata de mostrar que lo extraordinario, lo que se sale de lo que ocurre está, sin embargo, bajo el dominio de los responsables de controlarlo. El lector, así se siente tranquilo, siente que el sistema social está en orden.


ESTILO AMARILLO
Las oraciones presentan, por lo general, voz pasiva. En este último caso, se pone el foco sobre las persona afectada por una acción:  Bush fue agredido por un periodista.
----------------------------------------
Los sujetos que realizan las acciones o que son afectados por ellas son tanto personas comunes como figuras públicas, aunque se da mayor importancia a lo que afecta a la persona común: La hinchada no recibe premios.
----------------------------------------
Las acciones son predominantemente actos físicos: golpear, balear, apuntar: La FIFA ataca a los barrabravas.

---------------------------------------
Los sucesos a los que se otorga mayor importancia son los policiales, las noticias de la farándula y los gremiales.
----------------------------------------
En el relato de los sucesos abundan los detalles macabros y las expresiones populares. En los titulares, los verbos suelen estar en presente y es común omitir los artículos: Muere brasileño durante festejos.
----------------------------------------

Este modelo trata de mostrar que lo extraordinario puede irrumpir en cualquier momento en la vida de las personas comunes; sin embargo, el lector, que por sus precarias condiciones de vida está más expuesto a los riesgos físicos que el de los diarios de estilo blanco, siente que él se encuentra a salvo y la prueba es que está leyendo.




Guía de lectura
1)       ¿Quiénes producen los textos periodísticos?
2)       ¿A qué se llama estilo periodístico? ¿Cuándo y dónde nació?
3)       ¿A qué se llamó, en su origen,  “prensa blanca y prensa amarilla”?
4)       ¿Cuáles fueron los primeros diarios "blancos" argentinos?,
5)       ¿Cuál fue el primer diario "amarillo”? ¿Qué diario continuó su estilo?









Seguidores

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

+GOOGLE

Add to Google Reader or Homepage

PÁGINA PRINCIPAL